Viaja y conoce Belén, la Venecia amazónica



Quizá Belén no tenga el glamour de Venecia, pero ambas comparten una particularidad: se asientan en medio del agua. Conoce este acogedor barrio de la Amazonía peruana.
belen-la-venecia-amazonica-turismo
A sólo 15 minutos en mototaxi del centro de la ciudad de Iquitos, uno puede encontrar un pequeño barrio que no es posible cruzar a pie, debe hacerse en canoas, o, si se prefiere a nado.  Una iglesia, un colegio, bares, tiendas, todo se encuentra por encima de la superficie. En Belén, los visitantes aprenderán in situ esta extraña manera de vivir, bajo la lógica que nadie puede usar los pies para movilizarse.
A unos 5 minutos en canoa, puede visitar el mercado de Belén- no se encuentra en medio de las aguas-, el cual se caracteriza por ofrecer la riqueza gastronómica de la zona: tacacho, cecina, juanes y hasta el suri. Asimismo, son infaltables las bebidas afrodisiacas y los ritos de curación en los alrededores. Atrévase a vivir una experiencia única en este paraje de la selva peruana. Para ver las imágenes del lugar.

Rutas

De Lima a Iquitos, lo recomendable es dirigirse por vía aérea (1 hora y 30 minutos). Las aerolíneas que realizan esta ruta son: Lan y Star Perú. Luego, a 15 minutos, mediante el transporte local (mototaxi), se encuentra el barrio Belén.

Más info

Todos los hogares de Belén se encuentran a 3 metros de la superficie, límite mínimo que se han impuesto los pobladores para evitar desgracias, en caso de la excesiva crecida del río Itaya.  En realidad, si es posible vivir de a pie en Belén, pues entre los meses de junio y octubre el caudal disminuye, tiempo en el que  las casa adoptan el nombre de gigantes con pies de madera.
Los habitantes de Belén se dedican generalmente a la pesca y al turismo, dando paseos a los visitantes tanto en el río Amazonas como en el río Itaya, y narrándole las leyendas que la selva siempre suele esconder.


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *