Comida peruana : Sopa de choros – Receta



Del mar se extraen productos deliciosos y nutritivos. Así, con su fuerza particular, hay un ingrediente usado en varias comidas, pero nada tan potente como la sopa de choros.

También llamado mejillón, el choro es un marisco formado por una concha sólida y una masa anaranjada. Desde la antigüedad fue utilizada en la culinaria de esta parte del planeta. La gastronomía peruana, principalmente la costeña, la tiene como materia fundamental en muchos platillos.

Este insumo del mar destaca por su gran aporte de proteínas y minerales como el yodo, además de contener una cantidad reducida de grasa (inferior al 2%). Por si fuera poco, posee presencia de hierro, calcio, sodio, fósforo y magnesio. Entonces no es de extrañar que la popular sopa de choros reponga energías. Al tenerlo sobre la mesa verás algunos en su caparazón y otros sin él, pero sea como fuere, no dejarás ningún solo choro en el plato y te sobrarán ánimos para el resto del día. Aprende a prepararlo en recetas.

Recetas

Sopa de choros para 5 personas
Ingredientes:
5 docenas de choros
2 cebollas en cuadritos
Un cuarto de fideo tallarín
3 papas grandes (partidos en 8 c/u)
Un tomate picado
Una cucharada de orégano
3 dientes de ajo molido
10 tazas de agua
Sal y pimienta
Aceite de oliva
Preparación:
Limpia los choros y hazlos hervir en agua. Luego extráelos, sácales la pulpa y límpialos (si deseas, desecha los caparazones). Posteriormente en el caldo coloca los fideos y papas. Pon a cocinar hasta que se suavicen. Sazona con sal y pimienta al gusto.

Aparte, en una sartén, fríe en aceite bien caliente los ajos, cebolla y tomate. Después agrega estos insumos a la olla del caldo, así como los choros. Finalmente sirve y adorna con orégano.

Más info

En la provincia chilena de Antofagasta se ubica la comuna de Mejillones, nombrada así por los españoles debido a la abundancia de choros que hallaron en esas costas.

Si se compran choros frescos es conveniente lavarlos para eliminar restos de suciedad. En tanto, si no se van a consumir durante el día, es mejor cocinarlos y congelarlos (con o sin la concha).



Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *